Línea de evaporación en test de embarazo: ¿Cuándo es positivo?

Los test de embarazo han mejorado mucho con los últimos años, ofreciéndonos una fiabilidad de hasta un 99,5% si lo haces en el momento adecuado. Los avances son muy claros y cuando aparecen las dos rayas visibles, las probabilidades de que haya un embarazo es más que evidente. Ahora bien, hay ocasiones en las que el test puede sorprendernos con cosas que no esperamos, como líneas borrosas, rayas que aparecen y desaparecen posteriormente o por el contrario rayas que aparecen después del tiempo estipulado. En este artículo queremos ayudarte a entender cómo funciona un test de embarazo. Por ello, te explicamos en qué consiste la línea de evaporación, cuándo el resultado es positivo, cómo realizar la prueba y por último aclaramos qué ocurre con los resultados imprecisos. ¡Sigue leyendo para más información!

Línea de evaporación test embarazo: ¿Qué es?

La línea de evaporación test embarazo consiste en una raya muy tenue —o una sombra— que aparece de manera específica en el lugar en el que debería haber aparecido la raya del resultado positivo. Esta línea de evaporación se manifiesta tras haber pasado unos minutos desde el momento en el que se realiza la prueba y la misma surge, como su nombre indica, a causa de la evaporación de la orina en la ventana del test. Es decir, en los componentes reactivos que nos indican si el resultado es positivo o negativo. Por lo general, la aparición de esta raya no significa que el embarazo sea positivo —aunque suelen haber muchas confusiones al respecto—. En algunos casos suele aparecer como un test embarazo con línea casi imperceptible, como puedes ver en las fotos línea evaporación test embarazo (en la portada y esta sección del artículo).

¿Cuándo es positivo el resultado del test de embarazo?

El test de embarazo sirve para detectar si en la sangre existe una hormona conocida como Gonadotropina Coriónica humana (hCG). Esta hormona hace acto de presencia cuando el embarazo tiene lugar, debido al cambio hormonal que se vive en ese momento con el fin de preparar el cuerpo para el proceso. Para que el embarazo sea considerado positivo es fundamental que aparezcan las dos líneas marcadas en la pantalla. Una de ellas es la línea de control que se utiliza para garantizar que el test se ha realizado adecuadamente y la otra es la línea de resultados, que nos indica que el embarazo es positivo en caso de que aparezca marcada y bien definida.

Ahora bien ¿Existe alguna diferencia entre un test de embarazo positivo muy clarito con una línea de resultados muy poco marcada y un test de embarazo negativo con una línea de evaporación? La respuesta es sí, aunque resulta muy difícil de averiguar. En realidad, se trata de distinguir entre un falso positivo o un positivo que no se aprecia claramente. La clave está en fijarse en el color de la línea. Por lo general, la línea de resultado positivo se verá del mismo color (rosa o azul) pero más difuminada o borrosa, mientras que la línea de evaporación test embarazo tendrá un color más grisáceo. En cualquier caso, lo más recomendable es repetir el test al día siguiente para salir de dudas.

¿Cuándo realizar un test de embarazo?

Si quieres evitar toparte con el resultado de un test de embarazo positivo muy clarito, lo recomendable es que realices la prueba en un momento específico para que este sea lo más preciso posible. El mejor momento para realizar un test de embarazo es por la mañana, con la primera orina del día, ya que en el supuesto de que este tenga lugar la orina contendrá una mayor concentración de la hormona hCG. En cuanto a tiempo se refiere, lo más recomendable es realizarlo un día después tras el retraso en la menstruación. En el caso de mujeres con ciclos irregulares, la fiabilidad del test estará garantizada con una semana después de la fecha prevista para el periodo.

¿Cómo realizar un test de embarazo? Pasos a seguir

Realizar el test de embarazo es muy sencillo, ahora bien, es importante seguir los pasos adecuados para evitar tests de embarazo positivos con raya muy clarita o tests de embarazo con línea casi imperceptible. Los pasos que debes seguir son los siguientes:

  1. Desenvuelve el test y retira la tapa de la cinta reactiva.
  2. Colócalo durante 5 segundos en contacto con la orina mientras haces pis.
  3. Tapa nuevamente el test y asegúrate de que no entra en contacto con ninguna otra sustancia.
  4. Déjalo fijo sobre una superficie plana y espera unos 5 minutos para leer el resultado (el tiempo suele variar en función del fabricante y la precisión del aparato).

Aunque, por lo general, todos los test suelen funcionar de la misma manera, lo más aconsejable en cualquier caso es que leas las instrucciones del fabricante. Ten en cuenta que, en algunos casos, el tiempo de espera puede variar y si te pasas este puede dar lugar a la aparición de la línea de evaporación que explicábamos más arriba y que puedes ver en las fotos línea evaporación test embarazo de este artículo.

Resultados imprecisos en el test de embarazo

No siempre tendremos un positivo o un negativo en el test de embarazo, a pesar de la fiabilidad que ofrecen estos aparatos. Al final, como explicábamos más arriba, todo depende de cómo lo hayamos realizado y en qué momento. Los resultados imprecisos en el test de embarazo suelen llevarnos a los siguientes interrogantes que resolvemos, a continuación, a modo de resumen.

Test embarazo positivo: raya muy clarita pálida

Si la raya es del mismo color que se indica en las instrucciones o en el envoltorio del producto, aunque esta se vea muy clarita, es posible que se trate de un embarazo positivo. Ahora bien, lo más recomendable es repetir el test al día siguiente.

Test embarazo positivo y luego desaparece

Puede que se trate de una línea de evaporación, por lo que no implica que haya un embarazo. Lo que tienes que hacer es repetir la prueba al día siguiente para comprobar si la línea aparece con mayor intensidad.

¿Qué pasa cuando un test de embarazo sale borroso?

Por lo general, se trata de la línea de evaporación que se produce por la evaporación de la orina. Esta es de un color grisáceo, no en color azul o rosa —como aparece en el envase del test de embarazo—. Repite el test para despejar dudas.